El alcalde evangélico de Río de Janeiro declara la guerra al Carnaval

Los integrantes de una Escuela de Samba desfilan en el carnaval
de Río de Janeiro (Brasil). EFE
El Carnaval de Río de Janeiro, "el mayor show de la Tierra", como suelen alardear los cariocas, peligra. El alcalde de la ciudad, el ex obispo de la Iglesia Universal del Reino de Dios Marcelo Crivella, anunció que piensa recortar a la mitad las ayudas municipales a las escuelas de samba. 

Algunas de ellas amenazan ahora con no desfilar en el Sambódromo el año que viene. A nueve meses del Carnaval la 'Ciudad Maravillosa' vivía en un letargo carnavalesco que fue súbitamente interrumpido por el alcalde este miércoles: "Propuse a la Liesa (Liga Independiente de las Escuelas de Samba) un recorte del 50% (...) El Carnaval es mucho más que las carrozas y estamos son restricciones presupuestarias", argumentó, al tiempo que prometía usar ese dinero para dedicar unos 20 reales (algo más de cinco euros) diarios a 3.000 niños de las guarderías públicas.

La decisión no sentó bien en el mundo del Carnaval, que ya hacía malabarismos para planificar los festejos del año que viene en medio a una fuerte crisis económica. El presidente de la Liesa, Jorge Castanheira, pidió una reunión urgente con el alcalde y advirtió de que el recorte sería un "retroceso" dado el nivel de calidad alcanzado en los últimos años. También recordó el impacto económico que generan en la ciudad los desfiles del Sambódromo, una especie de estadio con capacidad para más de 70.000 espectadores: "El carnaval mueve 3.000 millones de reales (más de 800 millones de euros) para la ciudad (...) beneficia a hoteles, restaurantes, entre otras actividades económicas que generan impuestos para el propio Ayuntamiento", recordó. 

El sector turístico y hotelero también arremetió contra el alcalde, que ignora deliberadamente el Carnaval cuando participa en eventos de promoción turística en el exterior, a pesar de que el turismo se vislumbra como "la mejor salida a corto plazo" para la grave crisis financiera que sufre la ciudad y el Estado de Río, como recordó el presidente de la Asociación Brasileña de la Industria Hotelera (ABIH), Alfredo Lopes. Durante la semana de Carnaval la ciudad recibe más de un millón de turistas.

Fuente: elmundo.es
Share on Google Plus

About Gospel News Venezuela

    Blogger Comment
    Facebook Comment