Olga Breeskin, una vida de excesos hasta que Jesús entró en su corazón

No todo fue glamour, fama y fortuna en la vida de Olga Breeskin, considerada en México una de las vedettes más destacadas de los 70 y 80, porque tras bambalinas sufrió una vida de excesos que en tres ocasiones la tuvieron al borde del suicidio.

En ese tiempo era impensable para la violinista siquiera hablar de su vida privada porque en ella había drogas y sexo desmedido.

Cuando todos sus amigos le dieron la espalda, incluso Juan Gabriel, en el 2007 Olga tocó fondo e intentó quitarse la vida.

Una llamada telefónica frenó su intención de morir y ante lo que ella llama un milagro, al siguiente día aceptó a Cristo en su corazón.

Su amor a Cristo, a quien ahora sirve a través de conferencias y conciertos, animó a Olga a participar en el documental Bellas de Noche, realizado por María José Cuevas, en el que también se plasman las historias de Lyn May, Rossy Mendoza, Wanda Seux y la Princesa Yamal.

“Yo no quería hacer Bellas de Noche porque me quería olvidar de mi vida pasada, le huía a María José, ‘no manita, yo soy una mujer cristiana, no quiero recordar mi vida pasada de vedette, Bellas de Noche ya fui’, pero me insistió y un día le dije ‘bueno, la única condición que yo te pongo es que en el documental incluyas mi nueva vida en Cristo, si es así, te firmo ahorita’”, comentó “Súper Olga”, como se le conoció en su época de gloria artística.

Más allá de los premios que ha recibido el documental que participó en los Festival de Cine de Toronto y de Morelia, la artista está muy complacida porque su mensaje de salvación ha tocado muchos corazones.

Desde el lanzamiento del documental, que llegó también a Netflix, la artista ha recibido cartas de homosexuales y prostitutas que buscan su ayuda.

“Mi trabajo y mi actividad actual es predicar el evangelio, ese violín que fue mundano y fue cabaretero, ahora es un violín redimido y consagrado a alabar al Señor. Así como el documental muestra las mejores ropas, plumas, glamour de la noche y los regalos, también muestra la decadencia que vivimos”, expresó la artista que señaló a Yuri como su ‘madre espiritual’, porque fue la primera persona que le compartió de Cristo.

Fuente: soycarmin.com
Share on Google Plus

About Gospel News Venezuela

    Blogger Comment
    Facebook Comment