García Velutini da gracias a Dios y relata su experiencia de secuestro en una carta

Testimonio/Venezuela.El Universal- Un mes después de su liberación, el banquero Germán García Velutini, quien fuera secuestrado el 25 de febrero del año pasado, rompe el silencio y escribe una carta donde relata la experiencia vivida durante su cautiverio.
En la misiva, García Velutini, miembro de la junta directiva del Banco Venezolano de Crédito, destaca su acercamiento con Dios y asegura que para evitar situaciones similares a la sufrida por él, es necesario "transformar a las personas", y que "el camino no es la represión ni la venganza".
edí a nuestro Señor que me diera fe y fortaleza necesaria para afrontar esta nueva circunstancia de mi vida y también para mi familia, en especial a mis hijos e hijas. Pedí a mis captores que me dieran una Biblia, a lo que accedieron, y a los pocos días me la entregaron.
Comencé a leer, empezando por los Evangelios, las cartas de los apóstoles, el Antiguo Testamento, y así de marzo a agosto la Palabra de Dios fue mi compañía. Y descubrí que hablamos a Dios cuando oramos y que oímos a Dios, que nuestro Señor nos habla, cuando aceptamos su inspiración, cuando dejamos guiarnos por Él, cuando leemos sus palabras”
Según explica, "el camino es la enseñanza de la fe y el Evangelio a niños y jóvenes. Es aceptar a Dios en nuestros corazones y llevarlo al corazón de nuestros niños y jóvenes. Es pedir a Dios que nos cuide y bendiga para que estemos completamente unidos entre nosotros y con Jesucristo, y así demostrar que a través de una fe y alegría podemos construir un mundo mejor".
García Velutini comenta que al analizar que estaba secuestrado, "lo primero que se me ocurrió fue dar gracias a Dios por haberme dado 54 años de vida feliz". El banquero fue plagiado por un grupo comando en la entrada de la Cota Mil, a la altura de San Bernardino.
Share on Google Plus

About Gospel News Venezuela

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Queremos saber qué opinas...escríbenos: